Menú para el cambio de temporada

Con cada cambio de estación, nuestro cuerpo experimenta alteraciones y necesita retomar su funcionamiento regular. Para que le resulte más sencillo el cambio de temporada, le proponemos unos consejos:

Planifique sus menús semanales: tras la vuelta de las vacaciones y ya adentrados en la rutina, es importante planificar los alimentos que debemos comprar. Ocasión ideal para llenar nuestros frigoríficos con alimentos saludables y, principalmente frescos. Para ello, la compra debe de componerse de vegetales, sobretodo de hoja verde, ricos en clorofila (ideales para desintoxicar el organismo y oxigenar la sangre) y los que contienen vitamina C (para prevenir los catarros), hidratos de carbono complejos, como son la pasta y el arroz integrales o pan de cereales, y proteínas que constan en el pescado, la carne blanca, la carne roja, o las legumbres.

Cocinar los platos: igual de importante es variar los alimentos que consumimos como las formas de cocinarlos. Para disfrutar de unas deliciosas verduras, puede elaborar una menestra al vapor y en otra ocasión saltearlas en el teppan yaki. Del mismo modo, se puede variar las técnicas de cocinado con los diferentes ingredientes y cocinar sano para comer sano.

Recupere sus horarios: es momento de establecer nuestros horarios de comidas y de sueño. Lo recomendable es hacer 5 comidas al día, preferiblemente cada 3 horas, de este modo el organismo estará activo y su funcionamiento será el adecuado. No olvidemos que también es importante dormir un mínimo de 8 horas para llevar un ritmo de vida saludable y tener energía suficiente durante toda la jornada.

Hidratación: el cuerpo humano contiene aproximadamente un 65% de agua, por lo tanto debemos hidratarnos durante el día. Además del recomendado 1,5 litros de agua al día, existen otras formas más atractivas para hidratarnos. Una buena manera es a través de los zumos verdes

o zumos de frutas, así, además, nos aseguramos de tomar el aporte de vegetales y frutas de una forma más cómoda, absorbiendo el máximo de sus vitaminas.

Además de una buena alimentación no hay que olvidar realizar actividad física, aprovechar las preciadas horas de sol en esta época para nutrirnos de vitamina D, muy necesaria para la absorción del calcio. Junto a estos consejos que le proponemos, la adaptación a la nueva estación será tarea fácil.

Le proponemos un menú semanal compuesto de recetas muy saludables con el que le será más fácil recuperar su rutina:

LUNES

Verduras con salsa verde.

Chuleta de ternera asada al aroma de salvia.

Manzana en texturas con queso fresco.

MARTES

Noodles de arroz con tallarines de verdura y mejillones.

Merluza a baja temperatura con escalivada y tomate.

Pieza de fruta.

MIÉRCOLES

Berenjenas escalivadas con salmonetes en escabeche de fresa.

Timbal de pollo y quinoa con vinagreta de lima.

Pastel de papaya.

JUEVES

Creps de tomate mozzarella y albahaca.

Conejo al estilo casero.

Piña colada.

VIERNES

Gazpacho de remolacha.

Medallones de salmón a los puerros.

Flan de café.